Page 56

ESPECIAL RIO MAGDALENA

EL RÍO QUE SOMOS ugsadar el primer encuentro de la caribbean shipping association.et et vendi in cor maximpe vendi qui at volestendamUcil ipsa esequid milique quatent et inveles am natium quatur, nobis untium et dita ditiusapid magnihicit, 56 El nuevo corazón logístico Gracias a su moderna terminal fluvial, Barrancabermeja se consolida como un centro de conexión entre el interior del país y los puertos del Caribe, para traer infinidad de beneficios a la región y a las empresas. La política de aumentar la compe-titividad del país ha generado la necesidad de aplicar medidas para que las regiones se conecten entre sí y con el exterior, para disminuir los costos lo-gísticos y operacionales de las empresas. Por eso, el puerto fluvial más grande del interior del país, Impala Terminals Barrancabermeja, que cumple tres años de funcionamiento, ha sido y será clave en ese proceso. El primero de junio de este año, en alianza con Corona, el puerto realizó la primera exportación por el río Magdalena desde Barrancaber-meja, ubicada a 600 kilómetros de la costa. Un convoy de barcazas de doble casco de Impala llevó la carga de Corona hasta el puerto de Carta-gena, desde donde un buque de la naviera Hamburg Süd la transportó a su destino final, en Estados Uni-dos. “Luego de las importaciones que estamos haciendo desde el año pasado por el río Magdalena, con esta primera exportación realizada en conjunto con Impala Terminals reafirmamos nues-tro compromiso de innovar en todo lo que hacemos para generar valor agre-gado a nuestros clientes y contribuir con el desarrollo de Colombia”, dice Ingo Bach, gerente general de Logís-tica & Transporte de Corona. Este hecho marca una gran oportunidad para las compañías que buscan movilizar su carga y produc-tos de forma segura y más econó-mica, con mayor competitividad y productividad. Impala Terminals Barrancabermeja pone a disposi-ción de sus usuarios la infraestruc-tura necesaria. “Más que un puerto, es un centro logístico con 110 hectá-reas de desarrollo, de las cuales 50 conforman la zona portuaria habi-litada para comercio exterior. Ade-más, tenemos un muelle de atraque de 1,2 kilómetros, que permite cargar y descargar todo tipo de mercancía simultáneamente”, explica Alejandro Costa, gerente de Impala Terminals. Estas instalaciones ofrecen al puerto la posibilidad de movilizar hasta 28 millones de barriles de hidro-carburos al año y 2 millones de tone-ladas de carga seca. Además, tiene 15 hectáreas para almacenar contenedo-res. Este sistema de servicios de trans-porte multimodal se complementa perfectamente con el servicio ofrecido foto: cortesía impala


ESPECIAL RIO MAGDALENA
To see the actual publication please follow the link above